Publicado el

Rialto 11, de Belén Rubiano

Rialto, 11

Siempre he pensado que si tuviera que regentar un negocio, sería una librería. Solo de pensar que tendría acceso a tantos libros y tantas novedades se me eriza la piel. Luego pienso que tendría que atender a un montón de clientes (siendo optimista, claro, no olvidemos que hablo de una librería) y que quizás, esos menesteres, me sacarían de mi lectura compulsiva y que probablemente acabaría como la Señora de Burgos, mándales a todos que se compren Los pilares de la tierra con tal de que me dejasen en paz. Y entonces se me pasa cualquier ensoñación. Pero el gremio…

Lee la reseña completa