La sinfonía infernal y otros relatos fantasmales

Reseña del libro “La sinfonía infernal y otros relatos fantasmales”, de Torcuato Tárrago

Torcuato Tárrago y Mateos es un escritor español del s. XIX conocido, además de por sus novelas históricas y de aventuras, por ser de los primeros en escribir ciencia ficción en castellano. La editorial Diábolo en su sección Novelas ha rescatado, casi del olvido, 13 de sus historias cortas bajo el título de “La sinfonía infernal y otros relatos fantasmales”, engrosando con el número 7 su Colección Fantasmas.

Editorial tradicional y autopublicación Libros y Literatura

En líneas generales me han recordado a las Leyendas de Gustavo Adolfo Bécquer, aunque admito que Torcuato Tárrago me ha parecido más directo, más concreto y de lectura más sencilla, pero no es mi intención compararlos.

Estos son los títulos comprendidos en La sinfonía infernal y otros relatos fantasmales:

  • La fuente de Maese Pedro
  • La Dama Negra
  • El castillo de la Calahorra
  • La noche de las ánimas
  • El retrato de Don Mendo
  • La sinfonía infernal: da nombre al recopilatorio
  • El maleficio
  • El vaticinio
  • Fray Juan
  • La cabeza del moro Muza
  • La visión
  • La biblia del diablo
  • Los dos sueños

Todas estas historias gozan de frescura, parece como si no les hubiesen pasado los años. Son leyendas contadas con mucho ritmo que hacen pasar un rato muy agradable, aunque la mayoría de ellas pretendan hacerte pasar miedo. He disfrutado de su lectura.

Ahora, os hablaré de algunos de esos relatos, sin contaros mucho para no estropear las tramas y para que podáis acudir a ellas en las mismas condiciones que yo: con la expectación a nivel máximo.

En La fuente de Maese Pedro se cuenta la leyenda en torno a un caño de agua que surge como de la nada, en un muro escondido dentro de un bello paraje que podemos encontrar por tierras de Andalucía. Dicen que allí, cada 31 de enero, a las 12 de la noche, aparece una muchacha vestida de blanco, con cara triste y despeinada, que va contando sus penas e intentando que nadie más las sufra. Está narrado por una gitana que cree en el poder místico del agua de ese caño y que nunca se acerca por allí en la fecha señalada para no encontrarse con ella.

En La Dama Negra, casi como si se tratara de un artículo para un periódico, nos narran la leyenda de esta mujer que, si aparece sonriente anuncia cosas buenas, pero ¡ay! si la ves seria, ahí, nada bueno se avecina.  En otros países tienen a la Dama de Blanco que advierte a los viajeros de los peligros del camino, pero nosotros, en España, tenemos a la que va vestida toda de negro. Algunos la consideran protectora de la infancia, para otros en sólo un ser maligno. Tú decides qué significa para ti.

¿Has escrito un libro y quieres que lo leamos?

Y en El castillo de la Calahorra acompañamos a un viajero a una visita a esa antigua estancia y vemos cómo va asustándose en cada habitación o pasillo mientras le cuentan la leyenda que rodea la morada y, al mismo tiempo, es decepcionante leer como no sucede nada. Es un relato al más puro estilo R. L. Stine, donde cuando parece que va a ocurrir algo grave, acaba sucediendo algo de lo más normal, lo que resulta muy divertido.

Ahora te queda acercarte a La sinfonía infernal y otros relatos fantasmales de Torcuato Tárrago, editado por Diábolo Ediciones y comenzar a disfrutar un poquito más de lo gótico español, con todos los honores. Y, de paso, dedícale unos minutos a contemplar y a deleitarte con esa portada maravillosa con “las tentaciones de San Antonio, de Joos van Cransbeeck, dibujada en 1650 nada menos.

Deja un comentario