Publicado el

Cuando se vacían las playas

Cuando se vacían las playas

Cuando se vacían las playas, de Eduardo Iglesias Cuando me dirijo a la sala de estar de mi casa, mi escritorio (o lo que un día fue un escritorio) siempre está sepultado bajo tres tipos de libros apilados. Los primeros, los que yo considero VIP, son los libros de mis autores favoritos (Auster, Vargas, Saramago, Nesbo…), los que sé que si no los he leído aún, no tardaré en hacerlo.  Los segundos son los que corresponden a mi vicio de comprar y comprar libros porque sí. De este montón tienen la culpa muchos periódicos, muchos coleccionables y muchas ferias del…

Lee la reseña completa