Publicado el

Entrevista a Carmen Amoraga

Carmen_Amoraga4

Entrevista a Carmen Amoraga

Carmen_Amoraga4Carmen Amoraga es de esas escritoras que se superan en cada uno de sus libros. Desde que ganara el premio Nadal, hasta este “El rayo dormido” ha sabido contarnos, con una delicadeza fuera de lo común, historias que nos son cercanas, pero que leídas suenan a algo completamente nuevo. Por ello, ya que sigo su carrera literaria desde sus inicios, intenté por todos los medios hacerle una entrevista. Estas son las respuestas de este humilde entrevistador. Saborearlas con gusto.

 

 

Antes de empezar, nos gustaría saber… A la hora de escribir:

1. ¿De día o noche? De día

2. ¿Un cigarrillo al lado? No, no soy fumadora.

3. ¿El papel y la pluma han pasado a mejor vida? Sí y no. Escribo en el ordenador, pero corrijo en papel. No con pluma, pero sí con Pilot.

4. ¿La inspiración llega por sorpresa, o sorprendentemente, siempre te pilla trabajando? La inspiración llega por sorpresa para encender la chispa de lo que será la novela, pero luego ha de pillarte siempre trabajando.

5. ¿Quién es tu mayor crítico? Yo misma.

6. ¿Qué personaje te gustaría que leyese tu libro? Antonio Almenar, pero por suerte, creo que, a pesar de ser un personaje de ficción, ya lo ha leído.

7. ¿Qué libro(s) estás leyendo ahora? Los asesinos del emperador, de Santiago Posteguillo.

8. ¿Qué libro guardas como el más valioso? Ninguno en particular, no soy especialmente fetichista.

9. ¿Qué usas para marcar las páginas? Doblo una esquina.

10. ¿El mejor lugar para leer? Cualquiera en el que esté cómoda.

 

 

Conociendo un poco más tus gustos, conozcamos un poco más de la escritora y de su última novela:

1. ¿Qué debemos saber de Carmen Amoraga? Ufff…. Es difícil responder a esta pregunta… Creo que lo que hay que saber de mi está en mis novelas, y creo que hay una cosa muy importante que está también en cada una de ellas, y es que soy una persona que disfruta escribiendo. Escribir me hace feliz, y creo  que eso acaba notándose en lo que escribo.

2. Tus anteriores novelas y esta, “El rayo dormido”, tratan sobre las relaciones, sobre los silencios que no convertimos en palabras y sobre las segundas oportunidades, ¿crees que nos cuesta hacer frente a nuestros propios sentimientos? Depende. Nos cuesta hacer frente a los sentimientos que nos provocan sufrimiento, o frustración. No estamos familiarizados con el dolor, en ninguno de los sentidos, ni físico ni, digamos… no sé, espiritual. Lo esquivamos, siempre, sin darnos cuenta de que tarde o temprano todas las cosas que nos pasan acaban por pasarnos factura.

3. En “El rayo dormido” tienen peso las redes sociales, en concreto Facebook, y además tú eres muy activa en tu perfil, ¿crees que este tipo de redes facilitan o dificultan la relación entre las personas? En principio, las facilitan y mucho. Permiten comunicarte con personas que de otro modo no estarían a tu alcance; permiten compartir información, inquietudes, sentimientos… y al fin y al cabo, todos queremos que nos escuchen, que nos entiendan, necesitamos sentir que lo que hacemos provoca reacciones en el resto, y las redes sociales hacen que esto sea posible. Ahora bien, también se corre el riesgo de creer que ese mundo virtual es lo mismo que el real, porque no es así. Un amigo de Facebook es eso, un amigo de Facebook y un tweet no es una noticia.

4. Se ha dicho en otros medios que tu libro era un homenaje a “La Nueve”, ¿estás de acuerdo? ¿Cómo te decidiste a contarlo? No es un homenaje a la Nueve, aunque la Nueve forma una parte esencial de la novela. Sí es un homenaje, el mío, a todas aquellas personas anónimas, desconocidas, que jamás han visto su nombre en un libro de historia, que desde un bando o desde el otro, hicieron un sacrificio tremendo pensando que el mundo sería un lugar mejor. Al margen de la ideología de cada cual, y yo desde luego tengo muy clara cual es la mía, tenemos que reconocer lo ha sido. Mi mundo ha sido mejor que el de mis padres e infinitamente mejor que el de mis abuelos, y ninguno de los derechos de los que yo disfruto y ellos no es un regalo, sino el fruto de un esfuerzo, de una lucha y de muchas renuncias. De ahí que haya dos personajes en principio tan antagónicos como Antonio Almenar y José Emilio Almenar, un republicano y un cura, en la guerra civil.  Antonio, tras la guerra, cruza la frontera a Francia y después de estar en campos de concentración acaba en la Legión Francesa, de ahí al Ejército de la Francia Libre de De Gaulle y de ahí, a la Nueve. ¿Por qué quise contarlo? Porque la persona en la que me he inspirado para crear el personaje de Antonio, un amigo de mi familia, me habló de ella y no tenía ni idea de lo que me estaba contando. Me pareció tan increíble no saber nada, tan terrible… que pensé que lo único que yo podía hacer era que mi novela hablase de esa gente, de esos héroes, de esos 150 republicanos españoles que fueron fundamentales en las tropas aliadas, los primeros en liberar París de los nazis, los militares más temerarios, y los primeros en ser borrados de la historia nacional e internacional. Cuando acabó la II Guerra Mundial sólo quedaban vivos 16. De ellos, sólo 4 vivían cuando en 2004 Francia les rindió el único homenaje que han recibido. Hoy solo viven dos. Terrible.

5. ¿Cómo te has documentado para escribir esta parte de la historia? La Nueve no aparece en los libros oficiales de historia, pero sí hay muchos libros que hablan de ella. Para mí, el fundamental es “La Nueve. Los olvidados de la historia” de Evelyn Mesquida.

6. La historia que nos cuentas en “El rayo dormido” se lee del tirón, sin poder soltarla, ¿por qué crees que tus novelas tienen ese magnetismo? Creo que porque son historias con las que el lector se identifica, historias corrientes de gente corriente. No es una novela sobre la guerra civil, ni sobre la Guerra Mundial, sino sobre las guerras que cada uno de nosotros libramos en nuestro interior para poder salir adelante.

7. Al acabar de leer la novela, me preguntaba una y otra vez qué pasaría en el futuro con sus protagonistas, cómo serían sus vidas después de todos los malentendidos, ¿crees que ellas aprenderán de sus errores o, por el contrario, volverán a repetirlos? Hombre…. A mí me gusta pensar que sí.

8. Para finalizar, y para los seguidores como yo, ¿con qué nos sorprenderás en el futuro? ¿Tienes alguna historia ya en mente? Sí. Hay un par que me rondan la cabeza. Sólo falta que me decida por una y que me ponga a ello. Lo que pasa es que tendrá que esperar un poco, porque mi proyecto más inmediato es dar a luz a mi segunda hija en agosto, y mis planes son dedicarme a disfrutar de ella unos meses, con tranquilidad.

Muchas gracias por responder a LyL

Otros libros recomendados

2 comentarios en “Entrevista a Carmen Amoraga

  1. Muy buena entrevista. Me ha gustado conocer un poquito más a esta autora, con la que aún tengo que estrenarme. A ver si lo hago prontito.
    Besotes!!!

  2. Felicidades por la estupenda entrevista y muchas felicidades a Carmen por su próximo “proyecto”

    Un abrazo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *