Publicado el

Sinpiedad.org, de Bernardo Carrión

Simpiedad.org

Simpiedad.orgLo que más miedo da de esta novela, en el fondo, no es la hipótesis que plantea. Y eso que es de las que atrapan desde el primer momento: una página web comienza a ofrecer 50.000€ por cada político español imputado que sea asesinado, con la condición de que se grabe el proceso. Esto ocurre después de que la burbuja inmobiliaria haya estallado y de que se hayan empezado a destapar algunas de las grandes tramas de corrupción que han coexistido en el país. Pero de buenas a primeras aquellos dirigentes que habían disfrutado de completa impunidad para arrebatar y despilfarrar el dinero público se ven convertidos en trofeos de alto valor y ello en el seno de una sociedad que se siente engañada y maltratada por su clase política.

Tampoco son los personajes lo que más aterra de Simpiedad.org. Y eso que no pueden ser más mezquinos; entre las creaciones de Bernardo Carrión encontramos corruptos y corruptores, asesinos, mafiosos, adúlteros, pederastas… seres que, en su mayoría, se ven superados por sus propias ambiciones y que no muestran ningún tipo de empatía con nada ni nadie de lo que les rodea. Es una novela muy coral, en la que más de una decena de personajes tienen una importancia capital en el desarrollo de los acontecimientos, en que la rueda de la corrupción gire con la sobriedad con la que lo lleva haciendo décadas en nuestro país. Apenas hay héroes en esta historia; la sociedad que dibuja el escritor y periodista valenciano es del todo menos amable.

El autor sitúa su novela en la Comunidad Valenciana, una región que ostenta la dudosa medalla de ser el cenit de la corrupción en nuestro país. Dentro de este escenario, es muy de valorar el hecho de que Carrión se haya tomado su tiempo para preparar el contexto. De hecho, la verdadera trama no comienza hasta casi el último tercio del libro; y es que una de las cosas a la que parece haber dado más importancia el escritor es a recordar —algo que nunca viene mal en estos tiempos de sobredosis de información— la forma desvergonzada en la que se actuó con el dinero público en nuestro país hasta que éste comenzó a escasear y hubo que empezar a investigar seriamente dónde se encontraban las goteras por el que se escapaba.

En Simpiedad.org hay mariscadas, prostitución de lujo, acciones preferentes, chantajes, enchufes, sobornos, traiciones, arrepentidos, asesinatos… Y lo más turbio, lo más terrorífico, es que nada de esto ha tenido que salir de la imaginación de su escritor. El periodista, en el fondo, se ha limitado a hacer una muy bien elaborada síntesis de todo lo que hemos ido conociendo en los últimos años, a lo cual le ha añadido un ingrediente más, que es el que le da el toque picante al texto: una opción de venganza remunerada. Venganza no solo por los expolios que ha sufrido el erario público por culpa de estos seres amorales, sino también por lo que ello ha conllevado: desahucios, privatización de la educación y de la sanidad, recortes severos en políticas sociales… Una lectura, en definitiva, que juega con la realidad y la ficción y que, en mi opinión, refleja el hartazgo generalizado con los titulares que escuchamos cada mañana al levantarnos. Aunque por suerte (al menos eso creo y espero) la España real no está tan harta como la de Carrión.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *