Publicado el

La sonrisa de los peces de piedra, de Rosa Huertas

La sonrisa de los peces de piedra

La sonrisa de los peces de piedra No me extraña en absoluto que este libro se haya llevado el XIV Premio Anaya de Literatura Infantil y Juvenil. Se lo merece y creo que es un libro muy adecuado para recomendar en el instituto. Ojalá hubiese existido cuando yo estudiaba y mi profesor de literatura de por aquel entonces no se empeñara en obligarnos a leer Don Gil de las calzas verdes (sí, debo tener un trauma con este libro). Pero parece que esté empezando por el final, ¿no? A ver, me centro: voy al grano.

La autora de La sonrisa de los peces de piedra es Rosa Huertas, autora madrileña realmente prolífica. Ha publicado varias recopilaciones de cuentos, obras didácticas y varios libros infantiles y juveniles con los que ha obtenido varios premios. La verdad es que cuenta ya con una buena bibliografía y se nota su pasión por contar historias repletas de emociones.

A mí me gusta mucho leer novelas infantiles y juveniles. Quizá porque en mi época no nos recomendaban libros tan entretenidos y adecuados como los que se publican hoy día. Ya os digo, lo que hubiera dado yo por haber tenido al alcance estos libros cuando era una adolescente. Como no puedo volver al pasado, lo remedio leyendo ahora los libros que más me llaman la atención de entre todos los que se publican. La sonrisa de los peces de piedra ha sido el último. Con un título tan llamativo y una sinopsis tan intrigante, no pude resistirme.

Jaime es un adolescente que, al morir su abuelo, descubre un secreto que su madre ha estado ocultándole toda su vida. En una de las visitas al cementerio, Jaime conoce a Ángela, una chica de dieciséis años que pasa el tiempo sentada y comiendo pipas sobre la lápida de su recientemente fallecido padre. Una chica de ojos azules que enseguida llama la atención de Jaime y con la que, poco a poco, comienza a entablar una importante amistad. Mientras tanto, Jaime le pide explicaciones a su madre sobre ese gran secreto: quién es su padre. Ella, incapaz de sentarse cara a cara con su hijo y explicarle la historia de su vida, decide ir escribiéndola poco a poco en un cuaderno que su hijo va leyendo cuando ella no está en casa.

La historia de su madre es la historia del Madrid de los años 80, de aquellos años en que la movida inundaba los míticos bares como el Rockola y se expandía por todas las disciplinas artísticas, principalmente la música. Unos años de liberación, de desinhibirse, de encontrar su camino. La mejor época de la madre, quien junto a sus amigos, exprimía al máximo en aquellas noches de locura y de encontrarse a uno mismo entre tanto ruido.

Al mismo tiempo que Jaime va descubriendo más sobre la historia de su madre, la relación con Ángela empieza a cruzarse demasiado con su vida, hasta el punto de ir siempre en paralelo. Jaime pronto descubrirá que la vida de esa extraña está inexorablemente vinculada a la suya, a ese secreto y a su presente.

La sonrisa de los peces de piedra engancha, y mucho. Yo me he dejado llevar por esta maravillosa historia llena de emoción y sentimientos hasta el punto de encadenar capítulos y capítulos sin poder levantar los ojos del libro. He disfrutado mucho el estilo de Rosa Huertas y su manera de contar historias, de hacernos partícipes de los universos que crea para sus lectores.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *