Publicado el

De Cine y Literatura 58

Percy-Jackson-y-el-ladron-del-rayo

De Cine y Literatura 58: Percy Jackson y el ladrón del rayo

Percy-Jackson-y-el-ladron-del-rayoPercy-Jackson-and-the-Lightning-ThiefTítulo: Percy Jackson y el ladrón del rayo

Autor: Rick Riordan

Editorial: Salamandra

Páginas: 288

ISBN: 9788498382365

Película: Percy Jackson y el ladrón del rayo (título original: Percy Jackson and the Olympians: The Lightning Thief)

Año: 2010

País: EE.UU

Reparto: Logan Lerman, Brandon t. Jackson, Alexandra Daddario, Pierce Brosnan, Rosario Dawson, Uma Thurman (et. al)

Duración: 119 min

Lo primero que destaco de esta película es algo que me resultó curioso la primera vez que leí algo sobre ella por internet: los fans de la saga de los semidioses rabiaban porque se la comparara con Harry Potter, discutiendo entre ellos enfervorecidamente sobre por qué esto no era parecido a las aventuras del joven mago. Y lo destaco al principio porque es curioso como parece que el público lector necesita de lecturas para llenar los huecos que han dejado algunos libros, y cómo es posible que una saga de libros unan a millones de personas en todo el mundo.

 

Partiendo de la base que yo soy una persona a la que le encanta el mundo de la mitología griega, era impensable que no empezara a leer esta saga de libros. ¿Mitología mezclada con el siglo XXI? Si parecía que estaba hecha para mí. Y el caso es que la primera novela de Percy Jackson fue un soplo de aire fresco para un lector como yo que, siempre lo repito, estaba un poco harto de las mismas historias repetidas hasta la saciedad en las que el único cambio que se había producido era el de los personajes. Todo lo demás, era idéntico.

Por ello, Percy Jackson y el ladrón del rayo la vi con especial atención. ¿Qué puedo decir de esta película? Verán, me sucede una cosa curiosa. Si tuviera que decir algo de los protagonistas, el encargado de encarnar al protagonista me parece de un acierto tremendo, no en vano es el actor que encarnó a uno de los protagonistas de una de mis películas favoritas, Las ventajas de ser un marginado. Los demás secundarios hacen bien su labor, si bien es cierto que no se les da la importancia que requieren. Después, los efectos especiales son dignos de mención, al fin y al cabo, y sin que sirva de precedentes que yo haga comparaciones, el director de la película venía de haber rodado algunas de las partes de Harry Potter con lo que el buen hacer estaba asegurado. ¿La banda sonora? La verdad es que no puedo decir nada realmente especial de ella, con lo que es un punto negativo. ¿Y sobre el libro? ¿Es este un libro fiel al libro? Bueno, sí y no. Sí, porque en su mayor parte, la película desarrolla los aspectos que se describen en el libro. Entonces, ¿por qué no? Veréis, hay algo que me irrita especialmente en un libro y es que se cambien los finales, cuando éstos son lo suficientemente buenos como para encantar. Y esto es lo que sucede con esta película. El final, comparado con el del libro, es horrible, de hecho diría que se carga parte de la película porque no tenía que acabar así ni de lejos. Llamadme raro pero todavía soy de los románticos que espera que, en algunos puntos, los directores no se atrevan a cambiar esos aspectos de la película.

Por lo que, en un principio, recomiendo la adaptación por el simple hecho de que es divertimento puro. Yo me lo pasé pipa viéndola, y aunque está dirigida a un público adolescente, cualquiera que sepa disfrutar del séptimo arte sabrá pasar un buen rato con esta historia de dioses y humanos y todos aquellos mitos con los crecimos.

 

Trailer de la película:

 

 

Otros libros recomendados
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *