Publicado el

En casa, una breve historia de la vida privada

En casa, una breve historia de la vida privada

En casa, una breve historia de la vida privada, de Bill Bryson

En casa, una breve historia de la vida privadaHay algo que me molesta más que las faltas de ortografía: la ausencia de curiosidad. Conozco a mucha gente que, ante una duda, no hace nada más que quedarse con ella, lo que me resulta intolerable y más en un mundo en el que ya no hay que pasarse horas buscando en una enciclopedia porque todo está a mano gracias a la tecnología y a Internet. Después están los que piensan que la curiosidad mata al gato, pero a esos yo les respondo que por suerte esos animales tienen siete vidas. O eso dice el refrán… mmm… ¿Cuál será el origen de esos refranes? ¡Voy a buscar la respuesta ya mismo!


Más o menos de eso se trata En casa, una breve historia de la vida privada, de Bill Bryson, quien dedica su vida a escribir libros muy amenos y accesibles sobre viajes y divulgación científica; en 2003, cuando publicó un libro con la misma temática, Una breve historia de casi todo, vendió más de 300 mil ediciones, lo que sin lugar a dudas volverá a lograr con el libro que hoy reseño para todos ustedes.

En casa, una breve historia de la vida privada, dedica sus casi 700 páginas a preguntar y responder todo lo que se pueda preguntar y responder acerca de la historia de los elementos y de las habitaciones que conforman la casa en la que el autor vive, ubicada en Norfolk, Inglaterra. “¿Por qué entre todas las especias tenemos un vínculo tan perdurable con el salero y el pimentero? ¿Por qué no pimienta y cardamomo? ¿Por qué los tenedores tienen cuatro puntas y no tres o cinco?” ¿Cuál es la historia de la evolución de las cocinas, los baños, el dormitorio, o lo que sería lo mismo, la vida privada de las personas?

La temática, irresistible para los curiosos, enganchará al lector desde la primera página, aunque vale aclarar que la lectura de En casa, una breve historia de la vida privada, requiere de concentración y mucha paciencia, porque como curioso que es, Bill Bryson se toma su tiempo para explicar la historia de cada sector de una casa, llegando por momentos a que un simple tenedor lo lleve a hablar de la historia de Roma; que se va de tema constantemente, digamos, demostrando así que una cosa lleva a la otra y que todo tiene que ver con todo; el resultado, sin embargo, es una catarata de datos interesantísimos que lograrán que subrayemos gran parte del libro con explicaciones dignas de compartir con amigos y/o familiares.

Dividido en 19 capítulos titulados con los nombres de las habitaciones a explicar (El pasillo, el estudio, la escalera) y escrito con una simplicidad que facilita la lectura, En casa, una breve historia de la vida privada, nos divertirá, atrapará y enseñará que vivimos en una época de lujo, en la que tenemos todo lo necesario para vivir confortablemente y sobre todo que nada se hizo de un día para el otro, sino que, objetos que hoy utilizamos a diario, tienen bajo su historia cientos de años de evolución, pruebas y contrapruebas y hasta derramamientos de sangre.

¿A qué esperas para saciar tu inagotable curiosidad?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *