Publicado el

Estimado señor M., de Herman Koch

estimado-señor-m

¿Puede la literatura convertirse en un arma? Debe hacerlo. ¿Puede la literatura convertirse en venganza? En ocasiones, es la única solución posible. ¿Se esconden los escritores en sus libros para poder disparar a aquello que no se atreven en la vida real? No son pocas las veces que nos hemos encontrado frases, ideas, párrafos, argumentos, que tras la etiqueta de “ficción” dejan claro que los autores buscan cercenar alguna que otra cabeza. Herman Koch fue descubierto hace algunos años ya por su novela La cena que ponía al lector en una posición comprometida y reflexiva sobre qué habría hecho en…

Lee la reseña completa

Publicado el

La cena

La cena

La cena, de Herman Koch La lectura, en ocasiones, se convierte por arte de magia en un lugar de reflexión que ríanse todos de cualquier periódico o telediario. Sí, soy de aquellos que opinan que, en los tiempos que corren, los libros son un mejor refugio para crear pensamiento que todo aquello que se denomina medio de comunicación “serio”. Pero no echemos piedras sobre tejados que no vienen al caso. Lo que quiero dejar patente, y espero hacerlo en la reseña que sigue, es que en numerosas ocasiones me ha topado con algunos libros que, a priori, no parecían ser…

Lee la reseña completa

Publicado el

Casa de verano con piscina

Casa de verano con piscina

Casa de verano con piscina, de Herman Koch Pensar. Reflexionar. Ponerse en el lugar de los personajes. Son verbos y situaciones que todos conocemos. Y sin embargo, muchas veces nos es complicado que nos sucedan con un libro. Bien sea porque el argumento es poco convincente, porque es pura ciencia ficción o porque, en el peor de los casos, no logramos congeniar con ninguna de las personas que desfilan ante nuestros ojos. Pero, ¿qué sucede cuando, en un libro, conseguimos trasladarnos a su mundo y nos sentimos igual que el personaje principal, odiamos al secundario de turno, o nos encoge…

Lee la reseña completa