Publicado el

Vampiros. Guía de supervivencia

Vampiros: guía de supervivencia

Vampiros: Guía de Supervivencia, de Manuel Jesús Zamora   El libro del que hablaremos hoy, jóvenes cazavampiros, -Gutiérrez, que le veo-, no es un libro propiamente dicho, sino una recopilación de documentos recopilados por la organización secreta El Círculo de la Estaca y el Tajo o CE&T a lo largo de los 250 años de existencia de la misma. Ésta sociedad fue la que, en un intento de prevenir a la población sobre la plaga que se cernía (y se cierne) sobre nosotros, entregó anónimamente a una serie de escritores estos documentos para que, basándose en unas directrices (no adulterar…

Lee la reseña completa

Publicado el

14 historietas de vampiros

14 historietas de vampiros

14 historietas de vampiros, de varios autores Que los vampiros están de moda, en dura pugna con los zombis, es algo que no tiene discusión. Algo tendrán para que desde tiempos inmemoriales y en casi cualquier rincón del globo la figura del vampiro, (nosferatu, strigoi, brucolaco o como guste llamarle) tenga su lugar. Están por todas partes y desde hace mucho. Eso da que pensar… Al margen de reflexiones personales, lo que es cierto es que gracias a los no-muertos tenemos gran cantidad de obras que han pasado a formar parte de la iconografía popular y que están tan metidos,…

Lee la reseña completa

Publicado el

32 colmillos

32 colmillos

32 colmillos, de David Wellington Estoy desolado. Abatido. Tristérrimo. Sólo ante el abismo. ¿Qué voy a hacer ahora? ¡¿Qué voy a hacer?! ¿Dónde voy a encontrar vampiros terribles y despiadados, vampiros que no se enamoren de humanos y cuya única preocupación sea satisfacer su necesidad de sangre, en definitiva…¡vampiros de verdad!? Ayer acabé 32 colmillos, la quinta y última parte de los Vampire Tales de Wellington, y me dio mucha pena despedirme de sus protagonistas. Es muy duro decir adiós a Laura Caxton, que tan buenos ratos nos ha hecho pasar. A pesar de ser ruda y poco dada a…

Lee la reseña completa

Publicado el

23 horas

23 horas, de David Wellington

23 horas, de David Wellington   Del mismo modo que nunca podremos saber cuantos senadores secundaron la pasada huelga el 29M, tampoco podemos cuantificar el daño que Stephanie Meyer ha provocado en las nuevas generaciones (y no me refiero a la rama joven del PP) de lectores. Gracias a Meyer, los adolescentes que acuden a la estantería de terror (¡qué aberración involucrar al terror en esto!) de la librería o biblioteca a comprar o alquilar el ultimo número de los crepusculitos pensarán erróneamente, si nunca han leído a Stoker y coetáneos, que los vampiros son seres enamoradizos, pálidos y que…

Lee la reseña completa