Publicado el

La bruja del mar, de Sarah Henning

la bruja del mar

la bruja del marDe un tiempo a esta parte he podido observar en las novedades editoriales una gran presencia de retellings o historias basadas en otras ya existentes. Esa forma de querer atraer al público nostálgico (entre el que me encuentro, ya voy avisando) es la que ha hecho que últimamente veamos por todas partes libros basados en historias como La bella y la bestia, Aladdin o La Cenicienta. Y, como no podía ser de otra forma, muchos autores pronto empezaron a elegir La Sirenita como trasfondo de sus obras. 

Y, como ya os podréis imaginar por el título del libro del que vengo a hablaros hoy y este último comentario, en efecto estamos ante una novela basada en el famoso cuento de Andersen, La Sirenita. Iba a decir que se trata de un retelling, pero lo cierto es que no es del todo así, ya que la autora, Sarah Henning, no se basa en la historia de su protagonista, sino de su villana. 

Así que sí, La bruja del mar nos cuenta la historia de Úrsula, aquella bruja malvada a la que todos conocemos por haberle quitado la voz a Ariel y que nunca supimos cómo se convirtió en esa mujer sin corazón que se divertía viendo sufrir a la joven. Y esto nos recuerda que es importante no olvidar que todos tenemos nuestra propia historia y, sobre todo, un pasado que nos convierte en lo que somos. 

Todo empieza cuando Evie pierde a su mejor amiga, Anna. Eran inseparables hasta que la chica murió ahogada. Era su confidente, su hermana, su alma gemela, y todo ello porque Evie tiene poderes que no puede compartir con nadie. Sí, Evie es bruja y tiene que vivir marginada de todo el mundo para que nadie se entere de su condición, ya que si esto llegara a ocurrir, la matarían por hereje. Pero todo cambia cuando en el cumpleaños del príncipe Nik, su otro mejor amigo, el chico se cae por la borda del barco donde están. Y Evie lo ve perfectamente, no es una ilusión ni una imaginación: ve cómo una sirena que se parece demasiado a Anna rescata al príncipe. 

A partir de este punto conoceremos más a fondo la historia de Evie, gracias a sus propias palabras y también a matizaciones que encontramos que hacen referencia al pasado. Por lo tanto esta historia está contada a dos tiempos (aunque la parte del pasado es muy breve en comparación con la del presente), lo que hará que el lector tenga que estar atento para no perderse ningún detalle y poder comprender a la perfección todo lo que está pasando. 

Me ha parecido muy interesante conocer la otra cara de la moneda. Algo así me pasó cuando vi la película de Meléfica, porque además era una villana que adoraba. Así que me encantó conocer su historia, su versión del cuento por así decirlo, para poder juzgarla jugando con toda la baraja. Esto me ha pasado con La bruja del mar. Úrsula siempre me ha parecido una de las mejores villanas de Disney pero jamás se nos ha contado cómo terminó convertida en lo que todos pudimos ver. Ahora se le hace justicia y, después de leer este libro, el cuento cambia. Y mucho. 

Tengo que ponerle una pega y es que el ritmo del libro me ha parecido un poco desequilibrado. Si bien empieza muy fuerte y dándonos mucha información, a medida que van avanzando las páginas el ritmo va bajando demasiado. Entiendo que es muy complicado mantener el nivel del principio y que el lector también necesita un pequeño descanso en cuanto a sus emociones se refiere, pero la tensión decae demasiado y corre el peligro de llegar a aburrir en algunos momentos. En cambio, cuando se va acercando el final, el ritmo vuelve a subir y hace que el desenlace sea explosivo. El lector que se quede a medias se lo perderá, así que desde aquí le animo a no dejarlo y a seguir hasta el final, porque pronto se dará cuenta de que la historia vuelve a subir y merecerá mucho la pena. Palabra. 

He leído alguna crítica mala sobre el desarrollo de los personajes. Y si bien es cierto que Evie tiene un desarrollo espectacular, el resto de personajes se quedan un poco planos a su lado. Yo no destacaría esto como algo negativo, ya que la atención del lector debe estar en Evie y no en los demás. Es más, Sarah Henning podría haber prescindido de los demás personajes y haber puesto otros aleatorios y la historia seguiría sin cambiar. Porque aquí lo importante es cómo Evie se convierte en lo que todos sabemos. Así que bueno, en este punto romperé una lanza a favor de la autora y recuerdo que es su primera obra y que todavía le queda un largo camino que recorrer. 

En definitiva, es una historia muy entretenida que gustará a todos aquellos nostálgicos que quieran saber por qué Úrsula se convirtió en una de las mejores villanas de Disney y que estén deseando sumergirse de nuevo en las profundidades del mar para conocer toda la oscuridad que nada entre sus aguas. 

Un comentario en “La bruja del mar, de Sarah Henning

  1. […] RSS feed para los comentarios de esta entrada. […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *