Una sombra en las brasas

Reseña del libro “Una sombra en las brasas”, de Jennifer L. Armentrout

Una sombra en las brasas

¿Existe una pareja protagonista tan intensa y ardiente como Rhysand y Feyre o Poppy y Hawke? Sí, existe. ¿Y quiénes son? ¿En qué libro salen? Pues ni más ni menos que en Una sombra en las brasas, el spin off de la saga De sangre y cenizas, a su vez el inicio de una nueva saga titulada De carne y fuego.

Editorial tradicional y autopublicación Libros y Literatura

Como ya sabéis, adoro la saga De sangre y cenizas y de momento los tres libros que he leído me han resultado espectaculares en cuanto a trama, desarrollo, personajes y ambientación.

Sin embargo, para que la espera del cuarto tomo no se haga muy lejana ni desesperante, la autora nos deleita con este spin off entre medias. Una nueva historia con protagonistas igual o más potentes, complejos e interesantes que Poppy y Hawke. Pero… si aún no os habéis adentrado en este mundo, debo deciros que Una sombra en las brasas hay que leerlo después de Una corona de huesos dorados, y antes de La guerra de las dos reinas

Y ahora sí, me meto en materia para hablaros de mis impresiones sobre esta estupenda lectura. En ella tenemos a Seraphena Mieler, una joven que ha nacido para casarse con el Primigenio de la Muerte. Si se casa con él, su reino, Lasania, tendrá prosperidad. Pero… resulta que aunque ese es su destino, Sera ha sido entrenada en secreto para conseguir que el Primigenio se enamore de ella, tenerlo comiendo de su mano y luego ¡bum! Acabar con él. No obstante, las cosas no salen como se esperan. Sera conoce al crush de la saga y juntos deberán resolver una serie de asesinatos misteriosos a mortales. ¿Será entonces capaz Sera de seguir con el plan que lleva elaborando desde su nacimiento o se atreverá a elegir su propio camino y así burlar a su destino?

¿Por dónde empiezo? ¡Ah! ¡Sí! ¡El mapa! Preciso, concreto y elaborado,  pero más sencillo que el de la saga principal. Un mapa de Lasania, un nuevo y a la vez antiguo lugar que no conocíamos ubicado en Carsodonia y que ahora la autora nos presenta y desarrolla. Un mapa al que he vuelto mil veces durante mi lectura para poder visualizar cada sitio y no perderme.

Siguiendo con las cosas buenas que he adorado de esta historia, pasamos a la ambientación y al worldbuilding. Espectacular, como siempre. Aquí no solo nos remontamos a siglos antes de lo acontecido en De sangre y cenizas, sino que la autora nos acerca mucho más a los dioses y a los Primigenios que nos sonaban de paso. Imaginad lo que he disfrutado yo, que amo la mitología, pues en mi opinión Jennifer L. Armentrout ha creado unos dioses y un sistema muy similar al de la mitología griega, ya que he visto muchas similitudes entre una y otra, y eso me ha encantado.

¿Y qué hay de los personajes y la trama? En verdad, me atrevo a decir que la primera mitad del libro es quizás demasiado introductoria y repetitiva. Con repetitiva me refiero a que tanto Sera como Ash me han recordado mucho a Poppy y Hawke —al menos en esa primera parte de la novela—, y a pesar de gustarme, porque me apasiona un buen enemies to lovers, me resultó un poco raro ese déjà vu. Sin embargo, esa trama que mezcla la fantasía, el romance y el thriller consiguió engancharme según fui avanzando. 

Además, en mi opinión Sera es una gran protagonista con una gran personalidad, muy al estilo de Poppy, sí. Es fuerte, impulsiva, deslenguada y decidida, y encima con un pasado tormentoso que he experimentado como si estuviera en su piel. Ella no se calla y odia las injusticias. Tanto que es capaz de desafiar a los dioses.

¿Y Ash? Pues lo siento, pero no voy a deciros nada de nada sobre él. Simplemente es maravilloso, casi tanto o más que Hawke. Tenéis que conocerlo y una vez que lo hagáis no podréis pensar en nadie más.

¿Has escrito un libro y quieres que lo leamos?

En resumidas cuentas, Una sombra en las brasas es un inicio de saga extraordinario, repleto de intrigas y mitología donde la autora se explaya mucho más que en la saga principal y nos acerca a los dioses de una forma mucho más profunda e íntima. Es una historia con romance y escenas calientes como nos tiene acostumbrados Jennifer L. Armentrout, y unos personajes que se hacen notar, con sus virtudes y defectos y un desarrollo espléndido a lo largo de las casi ochocientas páginas que os sabrán a poco.

Así que no dudéis. Dejad que os abrasen las sombras que se esconden entre los dioses más oscuros y atreveos a ser la llama que incendie sus corazones.

Deja un comentario