Publicado el

El poder del sentir en tu día a día, de Montserrat Clemente Alcázar y Francisco Rueda Hernández

El poder del sentir en tu día a día es un libro cuyo título y mensaje recuerdan – los mismos autores lo hacen notar- a una de las obras fundacionales de este género, si se puede llamar así a los libros de autodescubrimiento (que no de autoayuda): El poder del ahora, de Eckhart Tolle. Como el clásico de Tolle, El poder del sentir en tu día a día emana directamente de la experiencia de los autores, del descubrimiento realizado en primera persona, el cual se intenta trasladar al lector, no tanto para convencerlo de nada como para mostrarle algo: un…

Lee la reseña completa

Publicado el

Y de Yesterday, de Sue Grafton

Y de yesterday

No sabemos si Sue Grafton, al escribir Y de Yesterday, adivinaba ya que éste sería probablemente su último libro y que no llegaría a vivir para terminar su famoso abecedario del crimen. Quizá por eso podemos sentirnos libres de ver en esta su última obra signos de despedida y un cierto deseo de poner un punto final no sólo a esta colección, que ya ha subido a Grafton al olimpo de los autores de misterio de todas las épocas, sino a la obra de toda una vida. No, en Y de Yesterday no hay, en ese sentido, nada que no…

Lee la reseña completa

Publicado el

El caso Maurizius, de Jakob Wassermann

El caso Maurizius

Una de las muchas definiciones posibles de “clásico literario” podría ser ésta: aquel libro que perdura para siempre, porque su fuerza, su verdad, su mensaje, en suma, su literatura, son igualmente válidas en cualquier época en que se lea. El caso Maurizius, esta joya que para mí era inaudita hasta el momento en que leí su título y su resumen por primera vez, justo antes de decidirme a leerla, responde perfectamente a esa propuesta de definición. Se trata de una novela publicada originalmente en 1928 y que, utilizando la anécdota de un adolescente impresionado por un caso judicial, sienta en…

Lee la reseña completa

Publicado el

Sara, mi vida por 37 kilos, de Jon Ugutz Zubizarreta

Sara, mi vida por 37 kilos

Sara ha muerto. Era inteligente, tenía una mirada espiritual, era tímida, insegura, buena estudiante, muy sensible , un poco solitaria, afectuosa e hija formal y obediente. Tenía 21 años y sólo pesaba 37 kilos. La novela comienza justo ahí, en el momento posterior a la muerte de Sara. Deja a sus padres desconsolados, perdidos, enfrentados a una convivencia en la que les falta el nexo más fuerte que los unía, incapaces de reconstruir su vida en pareja; deja un grupo de amigas que acuden muy respetuosas a su funeral pero que fueron uno de los desencadenantes de su enfermedad; deja…

Lee la reseña completa

Publicado el

Un bello misterio, de Louise Penny

Hay un rasgo de las novelas de Louise Penny –y, supongo, de la propia Louise Penny– que me las hace especialmente queridas y atractivas, y es su total y absoluta ausencia de humor y, yendo más allá, la tendencia de la narradora –y, supongo, de la autora y de la persona– a hacer eso que en inglés, elocuentemente, se llama overthinking. Sobrepensar, ultraanalizar y, en suma, ejercer eso que yo denomino introspección brutal. Del primer rasgo, la ausencia de tintes jocosos que, de un tiempo a esta parte, se han tornado una moda cada vez más mayoritaria en el género…

Lee la reseña completa

Publicado el

Años de sequía, de Jane Harper

Al empezar a leer Años de sequía (que, por cortesía de Salamandra, he tenido el privilegio de tener entre mis manos antes de su publicación, en forma de galeradas), decidí aprovechar la circunstancia del total anonimato que proporcionaban su encuadernación no definitiva y el hecho de tratarse de una autora novel, para hacer algo que normalmente no puedo evitar hacer, que es leer todo lo que puedo acerca del libro, el autor, opiniones al respecto, etc. Cierto, es una oportunidad que hasta hace muy poco era impensable a la escala actual –como mucho, se podía consultar alguna reseña publicada en…

Lee la reseña completa

Publicado el

Muerte de un forense, de P.D. James

Si se tienen unos buenos personajes, uno puede darse el lujo de escribir lo que quiera, dice otra máxima apócrifa del oficio. Y P.D. James no sólo ilustra maravillosamente ese aforismo, sino que hace un más difícil todavía: su personaje principal, el protagonista de toda una serie de novelas detectivescas, el héroe que desface los entuertos es, en realidad, un no-detective, un tipo gris, físicamente atractivo -de una forma refinada, eso sí- pero sin encanto ni aureola especiales de ninguna otra clase; no se le conocen vicios -aparte de su hábito de escribir poesía que, además, es publicada regularmente- ni…

Lee la reseña completa

Publicado el

Corrupción policial, de Don Winslow

Con Corrupción policial, el lector es libre de elegir cómo quiere leerlo. En verdad, esto se aplica a cada libro que podamos leer en la vida, sea cual sea; sin embargo, no es tan usual que se pueda aplicar a una novela de aspiraciones principalmente comerciales y de entretenimiento, como es, supuestamente, el caso de todas las obras de Don Winslow, más enfocadas al mercado que a la trascendencia; máxime teniendo cierto conocimiento del tipo de personaje que suele protagonizar sus novelas. Corrupción policial no es una historia de buenos y malos; es, más bien, una historia de malos, peores…

Lee la reseña completa

Publicado el

Los cinco y yo, de Antonio Orejudo

Están las novelas buenas, están las novelas entretenidas, y luego está Los cinco y yo, de Antonio Orejudo. He dejado reposar (varios días) esta lectura, pero todavía no consigo alcanzar un veredicto con el cual esté completamente conforme. Quizá tenga que releerlo, pero las primeras impresiones son las que cuentan. ¿Sería demasiado generosa si lo calificara de libro genial? ¿De libro que, suficientemente leído y justamente valorado, podría considerarse como revolucionario de la literatura española y, quizá, también de la universal? ¿Hace falta traer a colación la relación totalmente lícita entre entretenimiento y comercialidad, por un lado, y genialidad, por…

Lee la reseña completa

Publicado el

El juego de la luz, de Louise Penny

El juego de la luz es la séptima novela de la serie protagonizada por Armand Gamache, el inspector jefe de la Sûreté de Quebec, y por los pintorescos personajes que pueblan el idílico microcosmos de Three Pines, esa pequeña localidad que viene a ser la representación y condensación de todos los prodigios paisajísticos, naturales y antropológicos que la imaginería contemporánea atribuye a Canadá. En realidad, a mí me parece más bien un trasunto literario de Cicely, aquella localidad de los prodigios donde todo era posible, desde lo humano a lo divino, pasando por lo mágico; todo, incluso descubrirse, conocerse y…

Lee la reseña completa

Publicado el

La torre negra, de P.D. James

A veces pasa que, cuando leemos un libro que no es necesariamente ni muy conocido, ni muy elogiado por quienes lo conocen, nosotros vemos claramente lo que es: una obra maestra. Entonces nos llevamos las manos a la cabeza: ¿cómo es que casi nadie más se ha dado cuenta, o casi nadie lo considera así? (Digo “casi” porque una búsqueda en Internet me tranquilizó, confirmándome que sí ha habido críticos que han dicho que La torre negra es lo que a mí me parece que es: un monumento literario, una obra adelantada a su tiempo, seguramente aún incomprendida, inmerecidamente arrinconada…

Lee la reseña completa

Publicado el

Mortaja para un ruiseñor, de P.D. James

El fenómeno -no sé si general o fruto de una percepción personal- se da, con preferencia, en novelas de misterio, sobre todo en novelas de misterio escritas por autoras de lengua inglesa: el misterio puede haber sido más o menos previsible, carente de sorpresas fuera de lo esperable, con un investigador eficaz dotado de métodos propios que tenía que desenmascarar a su asesino de entre una cohorte bien surtida de personajes secundarios; el asesinato ha tenido lugar en un entorno cerrado con reglas propias, a veces sin nada que envidiar a las de regímenes políticos represivos; y tal asesinato ha…

Lee la reseña completa