Ávidas pretensiones

Ávidas pretensiones, de Fernando Aramburu

Avidas pretensionesTítulo: Ávidas pretensiones
Autor: Fernando Aramburu
Editorial: Seix Barral
Páginas: 416
Premio Biblioteca Breve (2014)

No va a ser fácil escribir esta reseña del último libro de Fernando Aramburu, nada fácil. Espero que mis amigos y amigas poetas se hayan reído, yo desde luego sí, pero también no, quiero decir que en nada me ha defraudado lo que él mismo anunció cuando dijo que desde un principio se planteó varios propósitos: escribir una novela desenfadada, en tono provocador, y contada por un gamberro que no se toma en serio ni siquiera el idioma en el que escribe… Y eso ha hecho.

Tampoco será fácil contarles de qué va este libro, “Ávidas pretensiones”, que por cierto ha sido el ganador del Premio Biblioteca Breve de la editorial “Seix Barral” (2014), pero allá voy.

Sí, como decía es un libro contando por un gamberro, pero por un gamberro que tiene claro a donde nos quiere llevar, un tipo de sátira que me ha recordado el estilo del mejor Eduardo Mendoza, ya saben, el de años atrás.

El autor nos hará partícipes de unas jornadas poéticas en Morilla del Pinar, que por mucho que ustedes anden buscando no encontrará en el mapa, pero yo les aseguro que está en España, y allí, en un convento regido por un grupo de monjas, se reunirá lo más selecto del gremio poético español, o eso es lo que ellos creen, naturalmente, pues ya saben eso de que no hay poeta que no entienda porqué otros u otras y no el o ella, no están en esa antología que con su ausencia ha quedado indudablemente coja… Así somos (Vean que me incluyo para que ningún poetastro resentido me tire los trastos a la cabeza).

Leer más “Ávidas pretensiones” »

El peso del corazón

El peso del corazón, de Rosa Montero

Rosa MonteroTítulo: El peso del corazón
Autora: Rosa Montero
Editorial: Seix Barral
Páginas: 397

 La vida y la muerte separadas por altas vallas electrificadas. Desarrapados de la vida pretendiendo entrar en las zonas de baja o nula contaminación. Policías controlando a aquellos que pretenden entrar y haciéndoles pasar de nuevo, “amablemente”, al lugar que les corresponde. Y una niña, sola y enferma que quedará bajo la custodia de una replicante. Ya ven, otra vez viene Rosa Montero con esa ciencia ficción tan suya, esa que es tan cercana y a la que se arriman algunos políticos para, supongo, tomar buena nota de lo que queda por hacer.

Ya le decía yo en la reseña del libro anterior de Bruna Husky, “Lágrimas en la lluvia”, que lo dejase, que no diese ideas, y ella va y sigue, y mira ahora lo que ha pasado, que aquella que parecía que se iba, debió leer el libro y vuelve, y seguro que a querer cobrar por respirar ¡Lo que yo te diga!

Me gusta este universo que nos presenta Rosa Montero, me gusta Bruna Husky, y la comprendo, ya saben que también a mí el paso del tiempo, ese tic-tac constante me agobia, y sé que yo no soy Bruna, que no tengo fecha fija de caducidad, y menos ahora que he dejado de fumar. Yo no puedo decir tres años, diez meses y cuatro días, y si pudiera, le contaría que la única manera de ser feliz es vivir minuto a minuto … Pero ¿que le voy a decir yo que ella no sepa?, Bruna, la mujer que quiere estar sola y siempre está rodeada, la mujer que no quiere amar y siempre tiene los sentimientos a flor de piel, la mujer a la que no le importa nadie y que resulta el ser más solidario y “recogedor” de seres doloridos de este tiempo que le toca vivir.

¿Quién es Bruna Husky?

Bruna, una Replicante que vive atada a la muerte, amante de la vida, del buen vino blanco, del amor y el sexo, gran defensora de la ecología, de los animales, de los derechos humanos, creada o modelada por Pablo Nopal y ahora, además, creadora de historias que nacen del dolor.

“Demasiado humana para ser tecno pero decepcionantemente tecno para los humanos”…

Yo sé, porque ella misma no se cansa de reconocerlo, que la Replicante Bruna Husky es el alter ego de Rosa Montero, pero es que además en este libro queda muy evidente. A ver, que la Montero queda siempre retratada en sus creaciones literarias, como dice nuestro amigo Nicolai Karamzin, queda claro, que cuando se transforma en Bruna Husky es como si escribiera su diario, es un hecho constatable ¿Alguien que me lo discuta?

He disfrutado de este libro mucho, muchísimo, ni se pueden hacer una idea. Lo empecé una noche recién terminada la lectura de Las uvas de la ira, con ese sabor de soledad que invade al lector al terminar un libro extraordinario, y empiezo con esa sensación de estar siendo infiel a la otra lectura, leyendo como sin querer, y de repente aparece Bruna e inunda la escena literaria, y en mi mente se encienden todas las alarmas, debo estar alerta porque Rosa Montero no escribe para entretener, que también, y un rato más tarde estoy en la página cien y llena de sensaciones y emociones extrañas. En mi mano, y sin saber como ha aparecido, hay una copa de vino blanco, y sobre la mesa la botella de la que al parecer ya he tomado un par de copas, y lo noto, y mis ojos se cierran y veo a la imponente Bruna Husky a mi lado con otra copa en la mano, y yo me pierdo en la noche con la seguridad de que ella velará mi sueño.

Queridos lectores, a veces me doy miedo, es como si tuviese la curiosa virtud de ser la dueña y señora del mundo de las casualidades. Siempre leo varios libros a la vez aunque nunca había leído dos de la misma autora al mismo tiempo, así que al empezar El peso del corazón, decidí tomar alguna otra lectura de Rosa Montero que tuviese pendiente y curiosamente cayó en mis manos un libro titulado Bella y oscura, un libro del que seguramente les hablaré muy pronto, el caso es que, cuando llego a la página 123, de El peso del corazón, en la que Bruna empieza a contar un cuento a Gabi, la niña rusa, yo, asombrada, escribo al margen “¡¡¡ Tela marinera con el cuento que le mete a la niña !!! Para mi sorpresa al día siguiente descubro este mismo cuento en Bella y oscura, y en cada uno de los dos libros logra emocionarme y la coincidencia me deja confundida.

Y del “sobón” no les digo nada… O sí, que yo creo que es una profesión de la que muy pronto habrá que empezar a echar mano ;)

Susana Hernández

Ahora

Ahora, de Brigitte Giraud

http://www.editorialcontrasena.es/content/books/34/cid0A4C34E5E2B34057B96CEE38F9966E15landn.jpg

Escribía Javier Marías en Mañana en la batalla piensa en mí que aquel que muere, al no cumplir más años, permanece inmutable en nuestra memoria con su última expresión, con el aspecto que tenía en nuestro último abrazo. Como una fotografía (y esto ya lo digo yo) que, colgada en el salón, soporta el paso del tiempo sin más cambios que un poco de polvo en el cristal o unas efímeras huellas digitales en el marco.

Visto desde esa perspectiva, este Ahora de Brigitte Giraud funciona como un manual completo de revelado fotográfico. Así, en analógico. Un paseo detallado por el proceso que va desde el flash desencadenado un milisegundo antes de la muerte, que en este caso es un fundido al negro absoluto, hasta el momento en el que cerramos por primera vez la habitación del salón y la fotografía, ya enmarcada y colgada, soporta el portazo. Síntoma de que ya lo hará para siempre.
Leer más “Ahora” »

Sueños en el umbral

Sueños en el umbral, de Fatima Mernissi

sueños en el umbralTítulo: Sueños en el umbral
Autora: Fatima Mernissi
Editorial: Círculo de lectores
Páginas: 258

Querida amiga,

Mucho hemos hablado de lo importante que es que las mujeres cuenten, que hablen, que escriban, tanto la Historia en general como sus historias más particulares y personales. Las mujeres nos hemos de leer, y los hombres deberían leer libros escritos por mujeres para comprender su pensamiento y su visión del mundo, y para conocer esos otros espacios de la vida a los que generalmente no tienen acceso.

Pero el pensamiento de la mujer no es único, cada mujer, como cada hombre, como cada ser humano, es librepensante. Por eso, querida amiga, te agradezco tanto que me hayas acercado a Fatima Mernissi regalándome este “Sueño en el umbral”.

He disfrutado de su lectura, me ha gustado conocer esas fronteras ¡Tantas! Y a esas mujeres tan diversas, como nosotras mismas; unas con necesidad de traspasarlas, otras sintiéndose seguras tras de ellas. Todas con sueños. Unas con sueños de pasado, otras con sueños de futuro.

Y me gusta la autora, su forma de pensar, de mirar la vida, tiene una visión muy feminista, se le ve ya desde niña. Ahora quiero leer algo más de ella o sobre ella. Con clama. Yo entiendo que una mujer puede hacer muchas cosas con las palabras, avanzar y hacer avanzar… Pero el proceso es muy lento.

Leer más “Sueños en el umbral” »

Honestidad brutal

Honestidad brutal, o la huída hacia delante de Andrés Calamaro, de Darío Manrique

honestidad brutalReconozco que no soy nada melómano. Mis gustos musicales son de lo más variado, aunque suelen coincidir bastante con los típicos éxitos facilones con los que las cadenas de radiofórmula musical nos machacan el tímpano día y noche hasta la extenuación. De pocos cantantes puedo decir que haya seguido su discografía completa, y de estos pocos sobresale uno por encima del resto, Andrés Calamaro. Y si tuviera que elegir el disco suyo que más me ha marcado, no dudaría en elegir Honestidad Brutal, esta obra maestra sobre la que el periodista musical Darío Manrique ha dedicado el libro que hoy vengo a reseñaros.

¿Por dónde empezar la reseña de un libro que me ha dejado sin palabras? O mejor dicho, un libro que me ha dejado con tantas cosas que contaros que no sé cómo poner en orden mis ideas. Quizá lo más sencillo sería empezar hablando sobre el disco de Honestidad Brutal, publicado en 1999. Tras su exitoso paso por Los Rodríguez, Andrés Calamaro volvía a su carrera de solista con el disco Alta Suciedad, un éxito de venta y crítica, que parió canciones como Loco o Flaca con lo que muchos adolescentes nos enganchamos a su música. Y cuando todo hacía presagiar una carrera de éxito y fama, el genio bonaerense se descolgó regalándonos toda una joya como Honestidad Brutal, 37 canciones magníficas pero de difícil salida comercial, anticipando el culmen de su locura, El salmón, ese quíntuple CD con más de 100 canciones, que solo unos pocos locos nos atrevimos a comprar en España.

¿Cuál fue la razón de esta locura? Muchos factores influyeron, y todo ello está explicado a la perfección en este libro que narra aquellos meses de locura calamariana que casi acaba con una de las voces más importantes del rock en español. Leer más “Honestidad brutal” »

El ruido y la furia

El ruido y la furia, de William Faulkner

el-ruido-y-la-furiaRecién hablábamos de Matar a un ruiseñor como ejemplo perfecto de clásico de escritura sencilla y directa, a la par que cuidada y bella. Pues bien, el libro que hoy comentamos bien podría considerarse la antítesis estilística de aquél; en verdad, no es fácil encontrar una obra literaria del siglo pasado en la que sea tan complicado entrar y en la que se deba leer tantas páginas antes de empezar a vislumbrar las conexiones, la historia que se está contando y adónde quiere dirigirnos el autor, como El ruido y la furia.

Leer más “El ruido y la furia” »

Cuando yunque, yunque. Cuando martillo, martillo

Cuando yunque, yunque. Cuando martillo, martillo, de Augusto Assía

cuando-yunque-yunque-cuando-martillo-martilloAdemás de magnífico libro que es Cuando yunque, yunque. Cuando martillo, martillo, además del grandísimo interés documental e histórico que posee, además del magnífico ejemplo que es de la compatibilidad de la alta calidad literaria con el rigor y la exigencia periodísticas, este libro de Augusto Assía es el testimonio de dos realidades tan deslumbrantes como tristemente desaparecidas, el de esa tercera España tan brillante intelectualmente como alejada de los extremos que en periodismo bien pudieran representar tanto él como Chaves Nogales, y el de esa Inglaterra no menos extinta capaz de imprimir carteles durante una guerra en los que se decía “con tu coraje, con tu decisión, con tu cortesía, ganaremos la guerra”.

Un periodista español que durante el franquismo publicase crónicas tan abiertamente anglófilas como las que Augusto Assía publicó en La Vanguardia y que aquí se recogen, es ya un personaje a tener en cuenta. Si además sumamos a ello su mirada incisiva, su claridad expositiva y la calidad de sus fuentes, podemos ir haciéndonos idea del libro que tenemos entre manos. Hay que añadir al puzle su interés como personaje, ya que fue expulsado de Alemania dicen que por enfrentarse a Goebbels en una rueda de prensa, aunque también hay quien dice que la verdadera causa es que era un espía soviético, algo no del todo fácil de creer puesto que si sus textos son abiertamente anglófilos no esconden menos su antipatía por el comunismo. Seguramente leer sobre Augusto Assía resulta tan apasionante como leer a Augusto Assía, nombre que por cierto es un pseudónimo, dicen los que saben, de inspiración tolstoiana. Yo he tratado de rebuscar en mi memoria, que es tan caótica como mi trastero y por eso es tan difícil encontrar lo que sea en cualquiera de los dos, y no encuentro ningún Assía en la obra de Tolstói que yo conozca. Sin embargo si que hay una Assía en una obra de Turguenev. No he leído toda la obra de Tolstói, aunque tarde o temprano lo lograré, así que probablemente sea o despiste o desconocimiento por mi parte, pero en cualquier caso agradecería a cualquier amable lector que sepa la obra en la que vive ese personaje que prestó su nombre al autor de  Cuando yunque, yunque. Cuando martillo, martillo que me lo dijese, por compasión, que soy de natural obsesivo y no tengo tiempo para obsesionarme también con esta búsqueda. Leer más “Cuando yunque, yunque. Cuando martillo, martillo” »

Las uvas de la ira

Las uvas de la ira, de John Steinbeck

las uvas de la ira 1Título: Las uvas de la ira
Autor: John Steinbeck
Editorial: Alianza Editorial
Páginas: 688

He terminado de leer Las uvas de la ira, un libro con el que en 1940 John Steinbeck ganó el premio Pulizer. Imagino que junto Al este del Edén, fue fundamental para que en 1962 se le otorgara el Premio Nobel de Literatura.

Había visto la película de la que John Ford hizo una adaptación impresionante de esta triste historia de la depresión de los años treinta en EEUU. Ahora que tras la lectura puedo comparar, no creo que ningún director hubiese hecho un mejor trabajo. Tanto en la película como el libro persiste la atemporalidad de la historia y por ello sobrevivirá y quedará, no como un clásico moderno, sino como un CLÁSICO con mayúsculas.De una y otro ya les habló en su día mi compañera Marta en la sección “De cine y literatura”

La novela está ambientada, como les digo, en la Gran Depresión americana. Años durísimos por la sequía, pero también por la codicia de los bancos y de los avaros sinvergüenzas que intentaron hacer caja con la miseria ajena. Desahucios masivos de granjeros despojados de lo indispensable para vivir. Con las tres generaciones de los Joad contemplaremos el triste éxodo de la miseria ¿Les suena este tema?

“Sí, pero el banco no está hecho más que de hombres.
No, estas equivocado, estás muy equivocado. El banco es algo más que hombres. Fíjate que todos los hombres detestan lo que el banco hace, pero aún así el banco lo hace … Es el monstruo. Los hombres lo crearon, pero no lo pueden controlar…”

Leo el ayer y veo el hoy, estoy completamente segura de que podría ser también el futuro, parece que todo cambia pero todo sigue igual… No nos engañemos, nada ha cambiado, otra vez el éxodo de familias, la huída de jóvenes, la usura de los bancos, la despiadada acción de quienes podrían hacer y no hacen…

Leer más “Las uvas de la ira” »

Un ojo siempre parpadea

Un ojo siempre parpadea, de Miguel Carcasona

un ojoTítulo: Un ojo siempre parpadea
Autor: Miguel Carcasona
Editorial: Tropo Editores
Páginas: 140

Es curioso el título del libro: Un ojo siempre parpadea. Pero es curioso y extraño antes de leerlo. Una vez terminada su lectura crees comprenderlo. Diez relatos cortos. Diez momentos de vida. Diez miradas. Diez parpadeos.

Siempre les digo que no me gustan los libros de relatos cortos pero siempre que vengo a hablarles de alguno les digo lo mucho que he disfrutado con su lectura, lo cómoda que me he sentido mientras los textos me llevaban a finales insoñables; leyendo mientras bebo, ya saben, con los relatos o cuentos nunca té, no me pregunten el motivo, siempre con una copa en la mano, generalmente vino, en este caso un buen Somontano, el momento, la editorial y el autor lo requieren. Y siempre la noche…

Oscar Sipán, que uno de los editores de TROPO, es además un maestro del cuento o relato corto, así que si edita este libro de relatos he de dar por supuesto que el nivel ha de ser muy alto. Y lo es.

Leer más “Un ojo siempre parpadea” »

W de whisky

W de whisky, de Sue Grafton

w-de-whiskySí, es cierto: Sue Grafton está dando muestras de agotamiento de su alfabeto del crimen. No es para menos: lleva, con esta W de whisky, veintitrés entregas de aventuras de su sabuesa, nuestra metomentodo favorita, Kinsey Millhone; es normal que la fórmula ya no conserve la originalidad y la frescura de las primeras novelas. Sus fans hemos tenido que resignarnos a esperar más de un año para poder leer una nueva peripecia de Millhone, a medida que, según las letras avanzaban, la Grafton bajaba la periodicidad de sus sucesivas letras, cosa comprensible porque incluso a una autora tan imaginativa como ella le debe de resultar cada vez más difícil encontrar argumentos y giros en los que no se repita a sí misma. (Y, sin embargo, los encuentra.) Por todo eso y porque los escritores son también humanos, digamos algo que quienes han sido fieles seguidores del alfabeto del crimen adivinarán ya: W de whisky no está entre las mejores novelas de la serie.

Leer más “W de whisky” »