El galáctico, pirático y alienígena viaje de mi padre

El galáctico, pirático y alienígena viaje de mi padre, de Neil Gaiman

el galactico piratico y alienigena viaje de mi padreLa literatura fantástica ha tenido, de unos años hasta aquí, un nombre que, al oírlo, nos hacía pensar únicamente en obras maestras. Ese nombre es Neil Gaiman. Y no sólo porque él sea el autor de lo que yo considero la novela gráfica por excelencia, ese gran Sandman por que el yo suspiro y suspiro, no. Lo digo por esa cantidad de novelas que nos han llegado y que contribuyen, más si cabe, a agrandar la leyenda de uno de los autores que marcarán este siglo para siempre. No es exageración, es verdad pura y dura. Así que yo voy saltando de alegría, siempre, cuando me encuentro cualquier historia que haya nacido en la mente de este escritor porque sé que, en cualquier formato, me encontraré con algo que me gusta, que puedo llegar a adorar, y que se convierte en esa parada obligada e, incluso diría, necesaria. Imaginad entonces lo que yo he vivido al leer, rápido y sin cortes, El galáctico, pirático y alienígena viaje de mi padre de un solo tirón, con esa sonrisa pegada en los labios por tener entre manos a uno de mis autores favoritos y no poder dejarlo por mucho que a mi alrededor haya distracciones que pudieran merecer la pena. No soy objetivo, yo lo sé, pero eso no me importa. Al fin y al cabo, nunca lo soy en lo que escribo, pero con él lo digo con orgullo, con ese orgullo que siente un admirador sin necesidad alguna de intentar vender motos, porque en este caso, todo lo que escribe Gaiman es una apuesta segura, un vicio que se confiesa con satisfacción, con tremenda satisfacción. Alegría lectores, eso que aparece y desaparece tan a menudo. Yo, desde ya, compro.

Una madre se va de viaje y deja a cargo de sus hijos a su marido. Le insiste que lo más importante es que “no se olvide de la leche”. Cuando tiene que ir a comprarla, se verá envuelto en un viaje por el espacio – tiempo tan demencial que hará que la leche se convierta en la única forma de salvar al mundo.

  Leer más “El galáctico, pirático y alienígena viaje de mi padre” »

La casa de los amores imposibles

La casa de los amores imposibles, de Cristina López Barrio

la casa de los amores imposiblesQuise vivir, sentir, siempre lo quise y, en ocasiones, lo conseguí. Así fue como la vida me fue enseñando que mi camino, el que llevaba a algún país imaginario, estaría rodeado de ciertas espinas. Dolores, marcas de la batalla, miedo, y estupor. Y la sorpresa pegada en los labios cuando algo me desestabilizaba, cuando algo conseguía infligirme una pequeña marca, las cicatrices que recorren no el cuerpo, sino el alma. La casa de los amores imposibles fue parte de ese viaje, de esas manchas que a veces no salen, que se quedan en nuestro cuerpo para siempre, como si las tuviéramos de nacimiento, desde siempre, contribuyendo a hacernos como somos realmente, por dentro, nunca por fuera, y zarandeándonos como si fuéramos un avispero. Enumerar la vida, contarla, narrarla, sobrevivir a ello y después hacernos más fuertes, más completos, es una labor que todos debemos provocarnos, que debemos sufrir, sí, sufrir, porque el final, ese camino, recorrido por maldiciones contra las que no tenemos poder alguno, nos llevarán a una meta, a un objetivo, que desconocemos pero que se perfila allá, en el horizonte, como esas montañas escarpadas que parecen inexpugnables, dispuestas a hacernos desfallecer. No sé por qué vivo lo que vivo, ni por qué siento lo que siento, lo que sí sé es que me encuentro en un precipicio, del que salto cada día, y que a mi lado, como los camaradas en las batallas que intentamos ganar a toda costa, se encuentra este libro como fiel consejero de un mundo que, por descontado, no queremos que sea tan real como lo es. Y así yo sigo caminando, acariciando sus páginas, queriendo que no se escape nunca, que no se olvide, hablando de él en aquellos momentos en los que mi cuerpo, derrotado por los avatares del tiempo, me permite hacerlo.

Las Laguna están condenadas a sufrir por el desamor. Así, con esas palabras, es como Clara da a luz a su hija después de que su enamorado la abandone. El desamor será el encargado de unir las vidas en un burdel, mientras la maldición de las Laguna hace mella en los cuerpos que se horadan con el paso de las manecillas del reloj.

  Leer más “La casa de los amores imposibles” »

Y todo por una perra

Y todo por una perra, de J.M. Amilibia

Y todo por una perraTítulo: Y todo por una perra
Autor: J.M. Amilibia
Editorial: Alrevés
Páginas: 275
ISBN: 9788415900184

Este libro me ha sorprendido mucho, mucho más de lo que esperaba. Podría contarles en la reseña que no hace demasiado tiempo hablé con el autor y me pareció un hombre encantador, muy educado, y sobre todo muy interesante; esa conversación fue casual ya que hablábamos de otro autor al que yo había reseñado y entrevistado.

Otra casualidad de la vida fue encontrarme después con este libro, que es en apariencia, y en la forma naturalmente, una novela negra; pero sobre todo es casualidad que el arranque del libro hiciese que ya me quedase con el en las manos hasta descubrir lo que había pasado con Sofía, la perra de Frank.

Y les puedo contar que Sofía es secuestrada y torturada hasta la muerte por dos jóvenes que grabaron todo y posteriormente lo subieron a Internet ¿Les suena? Frank afirmará que mató  a los jóvenes a “sangre fría” por venganza.

Pero como les decía, el libro me interesó por un cúmulo de cosas, desde la dedicatoria:

“A nuestra perra Fanny, que nos dio once años de dulce, generosa y alegre compañía. Vivirá siempre en nuestros corazones”.

Hasta la cita de Leonardo Da Vinci:

“Llegará un día en el que los hombres conocerán el alma de las bestias y entonces matar a un animal será considerado un delito, como matar a un hombre. Ese día la civilización habrá avanzado”.

Y tal como les he dicho antes…, por este arranque del libro: “Los dos eran clientes ocasionales del bar triste y solitario en el que tomaban las últimas copas de la jornada; un bar de esos en los que a partir de las doce de la noche parece que solo sirven despedidas. El doble asesinato se había cometido en la casa de al lado…”

Supongo que ya van comprendiendo el motivo por el que no pude dejar de lado esta novela. Por una parte esa manera de iniciar la historia ya hace suponer que habrá, además de novela negra, literatura. Por otra parte el texto de la contraportada, la dedicatoria y la frase elegida de Da Vinci, me hizo pensar inmediatamente en mi amiga Elizabeth Costello, aquella que un día me presentó Coetzee a través de Icíar y que ya nunca he podido olvidar.

  Leer más “Y todo por una perra” »

Historia de amor sin título

Historia de amor sin título, de Rubén Ochandiano

historia de amor sin tituloImagina. Imagina estar en un pasillo, en uno lo suficientemente largo como para que no aprecies bien el final. Tú quieto, en medio, y la gente pasando a tu lado, caminando desde la entrada a la salida, y así sucesivamente. En esa quietud tú cierras los ojos, y puedes verlo, lo sientes. Observas a la persona que fuiste, a la que no quisiste ser, a la que te dijeron que tenías que ser. Y la gente sigue su curso, pero tú estás parado, como anclado al suelo, a esas baldosas que ahora son la tierra por donde pisas. Abres los ojos y ya no estás en la realidad, es otra cosa, es algo distinto, como una pequeña historia de amor a la que no sabes ponerle nombre ni lugar. Vuelves a cerrar los ojos, fuerte, casi te haces daño, y vuelves a ver a esa persona, al amor que todo lo puede, que te da la vida, que te la quita en un segundo, y al abrir los ojos te das cuenta, lo notas. Nada ha sido real, pero tú lo has vivido como tal. Historia de amor sin título es ese pasillo, es ese recodo donde los sueños corren a esconderse y donde la vida, con todo el puñetazo que puede dar, se muestra tal como es, con sus mentiras y sus verdades, con las palabras que se prestan al silencio, con las puertas abiertas y cerradas de los armarios que guardan los secretos que nunca dijimos. Es una historia de amor, que en realidad no lo es, o que lo es porque nosotros la hemos creado, la hemos pensado, la hemos sentido. Después, cuando abramos los ojos de nuevo, nos daremos cuenta. Lo que vivimos es lo que sentimos. Las emociones son nuestras dueñas y, las palabras, no servirán de nada en un mundo lleno de silencios que lo significan todo.

Mario está ingresado en un psiquiátrico. Berta recibe el encargo de contar su historia. Así, sumando toda la información junto con las entrevistas a los implicados, se irá desgranando una historia de amor que se creó en un cuerpo y que explotó influyendo en todos. ¿Qué es el amor, sino una bomba a punto de estallar?

  Leer más “Historia de amor sin título” »

El libro (de los 50 años) de Forges

El libro (de los 50 años) de Forges, de Forges

el libro de los 50 años de ForgesTodo artista, para convertirse en tal, ha tenido una historia, un recorrido, un universo creado de la nada o de una idea que fue el germen de lo que luego vino a llamarse arte. Forges en toda su carrera, en toda su vida, firmó muchas viñetas, tantas, que era de recibo tener un libro entero con ellas, con las que fueron y se olvidaron, con las que no fueron pero sí existieron, con las que se desecharon pero nunca tendrían que haber desaparecido, en fin, con un sin fin de anécdotas que se llevarán en el cuerpo y en el alma de artista. Porque yo no considero a Forges como un simple viñetista, o dibujante, o llámese como quiera. Yo lo considero un artista. Y allí donde ponía su mano, su trazo, yo descubría un mensaje, una frase que recorría el día entero y me hacía pensar, reflexionar, comprender que algo no estábamos haciendo bien o que, en caso de estar haciéndolo, siempre se podía mejorar. Él no me conoce, pero es lo que sucede en este tipo de situaciones: que aunque ellos no te conozcan, parece que tú sí les conoces a ellos. Les has seguido, has seguido su trayectoria, te has quedado embobado mirando una viñeta y pensando en cómo es posible que a alguien se le haya ocurrido esto, esta gran historia encuadrada en un pequeño rectángulo. Pero era así, y yo seguía siguiéndole, valga la redundancia, porque lo necesitaba, porque no había otra, porque si pretendía apartarme algo me decía que no, que no lo hiciera. Por eso me alegra este recopilatorio. Porque si alguien se lo merece es él, Forges, que construyó imágenes que permanecen y nunca se olvidan.

Leer más “El libro (de los 50 años) de Forges” »

Un monstruo viene a verme

Un monstruo viene a verme, de Patrick Ness

un monstruo viene a vermeLos monstruos. Esos eres que se escondían en los armarios y que no te dejaban dormir cuando eras pequeño. Ellos, que con el cuerpo deforme y una voz cavernosa, conseguían hacernos temblar y revisar, cada noche, que todas las puertas estuvieran bien cerradas. Para después, taparnos bien con el edredón pensando que con él nada podría hacernos daño. Ellos y nuestra imaginación, que volaba creando criaturas donde no las había para luchar contra otros monstruos, contra otros miedos, contra otros dolores que, con suaves pinchazos, recorrían nuestra espina dorsal. Así se creaba la infancia, entre esa mezcla de miedo y frenesí que creaban los monstruos. Los adultos tenemos miedo a otro tipo de criaturas, otras que se crean por numerosas razones y que nos paralizan en alguna ocasión. Un monstruo viene a verme es la historia de un niño, pero no es una historia para niños. Paradojas de la literatura que envuelve siempre al lector en una especie de manta refugio, como esas sábanas que nos abrigaban de pequeño cuando un grito sonaba al otro lado de la puerta o cuando alguien se iba, para no volver. Son los miedos los que creaban esos monstruos indecisos, que se acercaban a nuestra cama de puntillas, que creíamos que nos rozaban con las garras que tenían por dedos, pero todo era una ilusión, una especie de sueño, una pesadilla que se acababa al levantarnos. Pero, ¿qué sucede cuando la pesadilla no termina? ¿Qué hacer cuando, al levantarnos, la pesadilla continúa y tenemos que hacerle frente de nuevo? Esa, y no otra, es la pregunta que hoy os hago.

Conor tiene un secreto. Y el monstruo que viene a visitarle cada noche, a las 0:07, lo sabe. Pero hasta que Conor pueda decirlo en voz alta, el monstruo le contará tres historias, tres cuentos que mucho tienen que ver con él. Porque la realidad y la ficción se mezclan, muchas veces, para crear monstruos que somos nosotros mismos.

  Leer más “Un monstruo viene a verme” »

Chris Marker y la Jetée: la fotografía después del cine

Chris Marker y la Jetée: la fotografía después del cine, de Antònia Escandell Tur

Chris Marker y la JetéeEl cine. Un arte. El séptimo arte, dicen. Un libro. Que también es arte. Por su factura y por sus palabras. Por hablar de Chris Marker y por hacerlo como lo hace. Una autora, que lo vive, que se apasiona, que une las palabras como las uniría un orfebre, un maestro del gremio, un completo sabio donde los demás son simples ayudantes. Y así se desgrana, poco a poco, en un continuo que va desde el fotograma a la banda sonora, de la primera proyección cinematográfica hasta el análisis pormenorizado de una obra que, no por desconocido a un nivel popular, disminuye su importancia en este increíble proceso de creación que tienen aparejados el cine y sus cineastas. Un libro, que es como un viaje, como un estado mental envuelto en fotogramas, en imágenes estáticas pero con movimiento, en una historia guardado dentro de treinta minutos de historia, en la mente de un hombre que creó, que se fue, que ya no se encuentra pero que tiene un legado, una obra, como las del arte que seguimos observando por mucho que pasen los años. Un montaje, el de Antònia Escandell Tur que da su voz allá donde había un gran vacío, que revierte la realidad, que la moldea a su forma, a la que a ella puede gustarle, y que convierte un ensayo en un libro imprescindible, no sólo para amantes del cine, sino para amantes en general. De la literatura, de la lectura, porque en este viaje que es el libro, que es este libro, no hay razones ni palabras que añadir a las que ya se ven expuestas en las páginas de una obra que, editada con la maestría habitual de Jekyll & Jill se convierte no en un libro sino en otra cosa, en algo distinto, en algo que deberá formar parte, desde ya, en visitas obligadas, en plural.

  Leer más “Chris Marker y la Jetée: la fotografía después del cine” »

Una madre

Una madre, de Alejandro Palomas

Una madreQué bien Una madre, Alejandro, qué bien.

Vivimos tiempos que se mueven como serpientes, que se esconden y saltan a la yugular cuando no nos damos cuenta. Y son los golpes, los que retumban en el cuerpo y desmenuzan las partes que nos forman los que nos hacen aprender, los que valoramos pasado el tiempo, los que nos persiguen, en esa carrera contra las manecillas del reloj, como si fuéramos fugitivos escapando, intentando salvarnos a través de las sombras, sin dejar que los claros alberguen un sitio llamado hogar. Nos callamos, en esos silencios eternos, las cosas que tanto importan. Pero qué bien tu libro, Alejandro Palomas, qué bien. Porque es un suspiro, porque es ese susurro que no se lleva el viento, que se queda, permanece, pegado al oído sin abandonarnos, sin dejarnos huérfanos, acompañándonos en un camino lleno de baldosas quebradas, que no llevan a parajes fantásticos, que sólo nos muestran la cruda realidad. Y es ahí, en esas voces bajas, en ese aliento casi respirado en el cuello, que lo roza, donde tu libro se enmarca como una de esas obras de arte que admirados en los pasillos de un museo. Es un descanso, la liberación de una atadura que nos tenía presos del miedo. Es un sonido que nos lleva de la mano por una familia, la familia, que siempre son más que la suma de sus partes, que se convierte en el mundo dentro de otro mucho más grande, en un universo en colisión perpetua, que gira como los planetas, que ejerce su atracción como el sol y que mueve las mareas como la luna. Es, con todo, una novela destinada a cautivar. Qué bien Una madre, Alejandro, qué bien.

  Leer más “Una madre” »

Libros y Novedades 184

Boletín de novedades. Abril 2014 – 15

Y todo por una perra Vida y opiniones de Tristram Sandy, caballero Historia ilustrada de la musica
Y todo por una perra,
de Jesús María Amilibia
Vida y opiniones de Tristam Shandy, caballero,
de Martin Rowson
Historia ilustrada de la música,
de Ricardo Cavolo

Que disfrutéis de las novedades.

Leer más “Libros y Novedades 184” »

Libros infantiles 21

Libros infantiles de hoy y de mañana 21

 

niña leyendoSí, hoy toca abrir un libro infantil de nuevo. Y sí, a mi me gusta porque los libros infantiles me acompañaron de pequeño para que conociera el mundo. Siempre he sido un niño curioso, un niño con el por qué en la boca, un niño que vivía por y para saber, para conocer, para que la curiosidad no matara al gato y sí a la ignorancia. Aunque, por supuesto, yo eso por aquel entonces no lo sabía. Lo único que comprendía es que, con los libros, era capaz de divertirme conociendo cosas que yo hasta ese momento desconocía. Y eso me hacía sentir bien. Tiempo después, cuando ya soy un adulto y el que aprende es otro niño pequeño que trastoca todo lo que toca con sus manos, me siento feliz de poder descubrirle yo esos libros, otros libros, porque lo que él aprenda hoy, será algo que ya sabrá en el futuro. Dos generaciones unidas, cómo no, por los libros.

  Leer más “Libros infantiles 21” »